chapas para rejas
Recomendar Compartir

Chapas para rejas

En la vida actual somos muchos los que nos vemos obligados a colocar y a instalar rejas en nuestro hogar o en nuestro comercio, por razones de seguridad y de protección. Ya no nos llama la atención ver cada día más casas con rejas en sus ventanas y en sus puertas, así como también en el frente. Sin embargo, a continuación, llevaremos a cabo un breve desarrollo que se va a focalizar sobre un elemento que esta en estrecha relación con las rejas: las chapas para rejas.

Antes de comenzar, es importante plantear que cuando hablamos de chapas para rejas, lo podemos hacer en dos sentidos. En primer lugar, muchas personas tienen en el frente de su hogar una reja y deciden colocar una chapa por detrás de la misma. Gracias a esto, uno evita que se pueda ver a través de la reja, es decir que no se ve lo que esta sucediendo porque hay una chapa que lo impide. Mientras que en el segundo sentido, se suelen colocar las chapas directamente en algún lugar determinado de la reja. Es decir, que tenemos una parte de la estructura de reja y otra de chapa. En este caso, la chapa no va por detrás de la misma.

 
         

Características y cualidades

En ambos casos, es de vital importancia que la chapa reúna ciertas características y cualidades:

- Es de sumamente importante que la chapa sea un material adecuado y apropiado para resistir el agua de las lluvias. Es decir, que debe ser inoxidable para que la chapa no se vaya deteriorando y arruinando con el paso del tiempo. En caso de que no sea de un material que resista el agua, debe estar pintada con pinturas que la hagan resistente.

- La chapa debe ser también resistente a los vientos, debe ser de un material fuerte y tiene que estar bien adherida para que no se vuele. Es por ello, que la chapa tiene que estar soldada a la reja, o bien amurada. Cabe destacar, que en muchos casos se usan chapas perforadas y no lisas. Estas tienen muchos agujeritos pequeños que siguen evitando que se pueda ver que es lo que sucede a través de la misma.

- Así como también tiene que ser de un material resistente para evitar que terceros la rompan.

Antes de sugerirles que vayan a cualquier lugar a comprar las chapas, les aconsejamos que visiten la página Web de "La guía de la industria" en donde van a encontrar una amplia variedad de proveedores que venden chapas al mayor y por menor. Asimismo, van a encontrar una amplia oferta de diversos modelos y tipos de chapas. Dada esta cuestión, es importante que cuando ustedes consulten al proveedor, le especifiquen bien que es lo que esperan de la chapa, o que uso pretenden darle para que estos puedan aconsejarles lo mejor para dicho propósito. Desde nuestra perspectiva esta es la mejor opción para tener en cuenta.

Por otro lado, no podemos dejar de plantearles que también las chapas para rejas se pueden conseguir con facilidad en las herrerías o en las casas que confeccionan y fabrican rejas. Así como también se pueden adquirir en los galpones que venden elementos de metal y de hierro. Así mismo, se pueden conseguir chapas viejas y usadas en páginas de Internet, como Mercado Libre. Otra posibilidad es que les consulten a los vecinos que tienen chapa en su reja, para saber donde la adquirieron.

Uno puede comprar la chapa que tenga a su disposición e ir adecuándola a sus necesidades. Por ejemplo, puede pintarla no solo para hacerla más resistente, sino también para que la misma este en relación con la decoración del hogar, puede lijarla para que no este filosa y lastime, así como también puede cortarla para lograr la medida que uno requiere (se aconseja que esto lo soliciten en el lugar en donde la compran, para evitar posibles accidentes ya que cortar una chapa es bastante complejo por la dureza de la misma).

 

 

Para finalizar

Para ir concluyendo este breve y corto desarrollo, así como también para ir cerrando la idea principal del mismo, nos interesa plantear que más allá de los usos comunes, uno puede colocar la chapa donde lo cree más conveniente y donde lo necesite.

Las chapas para reja permiten resolver ciertas problemáticas y dificultades que suelen presentan las rejas en si mismas. Por otro lado, cabe destacar que existen varios tipos de chapas. Es importante que ustedes puedan encontrar aquel modelo que pueda satisfacer sus necesidades y requisitos, así como también que puedan encontrar el modelo que les permite resolver los problemas que tienen.